¿Qué es un centro de día?

alzheimer centro de dia

Un centro de día es un establecimiento especializado para la atención integral de personas que requieren cuidados, tratamientos rehabilitadores o apoyo para la realización de actividades básicas de la vida diaria (aseo, vestido, comida...). El horario suele abarcar la mañana y parte de la tarde. Aunque tratan a diferentes segmentos de población, con características diversas a nivel  funcional y de salud, los más populares por su número y papel en la sociedad son los centros de día para mayores.

Los centros de día tienen como principal misión mantener el nivel de independencia funcional y la calidad de vida de las personas, a través de actividades y medios terapéuticos, promoviendo un estilo de vida más activo y potenciando las relaciones sociales fuera del domicilio. 

Las dinámicas suelen ser grupales y, en el caso de las personas mayores se trabaja fundamentalmente a nivel físico, cognitivo y funcional, incidiendo en los aspectos más afectados para retrasar la aparición de los síndromes geriátricos.

Summum Vita es un centro de día en Madrid, que dispone de un programa anual que detalla objetivos a alcanzar y por medio de que actividades y dinámicas se van a conseguir. Todos los centros de día para mayores de la Comunidad de Madrid, públicos, privados o concertados, deben tener desarrollado su plan de actividades, al igual que el seguimiento de cada persona usuaria.

Los terapias cognitivas no farmacológicas para personas mayores con Alzheimer u otros deterioros neurocognitivos son uno de los ejes fundamentales de la rutina diaria de un centro de día, por sus excelentes resultados y por la buena aceptación de los participantes en las sesiones. Suele ser dirigida por psicólogos o terapeutas ocupacionales. Los medios son de tipo audiovisual, ficha en papel, juegos o dinámicas grupales. Para ser de utilidad deben cumplir varios requisitos, como ser graduables para ajustarse al deterioro, adecuadas a las características personales (deterioro sensorial, nivel educativo...), atractivas, con un tiempo limitado a 45 minutos y siempre guiadas por un profesional.

Muy populares son las actividades manipulativas (manualidades y juegos de psicomotricidad fina), que además de entretener, cumplen otras muchas funciones de diversa índole, ya que mantienen ágiles las manos (a nivel físico y de coordinación y control), se trabaja a nivel cognitivo, se recupera la realización de actividad productiva (trabajo) y a nivel emocional y de autoestima se obtienen grandes resultados al finalizar la actividad.

A nivel físico, además de los tratamientos de algias (dolores) y específicos para deterioro físico en el gimnasio, la gerontogimnasia, tiene una gran aceptación entre los mayores, conocedores de la importancia de la actividad física para el buen funcionamiento de su cuerpo. Las principales dianas de trabajo son el tono muscular, la fuerza, rango articular, tolerancia al esfuerzo (cardiovascular), equilibrio, deambulación o coordinación.

Las actividades de ocio dirigidas son muy potentes a la hora de activarles y aumentar su estado de ánimo. a parte de las realizadas de manera rutinaria, se completan con salidas fuera del centro y actividades culturales - artísticas fuera y dentro del centro. Suelen ser acordes al calendario de festivos y eventos anual.

En los centros de día también se asegura una correcta nutrición, por medio de menús de desayuno, comida y merienda, que deben ser sensible al estado de salud de las personas mayores. Es importante asegurar una correcta administración de la medicación y el segumiento de constantes de salud básicas (peso, tensión o glucosa).

En los centros de día también se cuida al cuidador, tanto a nivel anímico como formativo. Se realizan dinámicas grupales o entrevistas individuales para dotar a los cuidadores de herramientas para cuidarse y poder apoyar con mayor efectividad a la persona a su cargo.

Hay servicios complementarios y muy necesarios como transporte adaptado en ruta, podología o peluquería que varían en cada centro.